embarazo

La pregorexia, ahora la anorexia también ataca a las embarazadas

La anorexia y la bulimia son desórdenes del comportamiento alimentario conocidos por todos, pero términos como la pregorexia nos suenan casi a algo inventado, aunque por desgracia no es así. La pregorexia es una enfermedad padecida las mujeres, y digo mujeres porque solo nosotras la podemos sufrir, ya que esta hace referencia a la obsesión por la delgadez durante el embarazo. Por lo general afecta a aquellas que han sufrido con anterioridad anorexia, aunque cada vez son más las que la padecen sin haber sufrido previamente ningún desorden.

Son muchas las recomendaciones nutricionales que se indican durante el periodo de gestación y aunque estas recomendaciones son vitales para la vida del feto, muchas madres tienden a sentirse culpables cuando comienzan a engordar.

Además, el número de personajes mediáticos con cuerpos extremadamente delgados y sin apenas barriga a pocas semanas de dar a luz van en aumento, lo que supone una gran presión social hacia las mujeres embarazadas.

Aumentar de peso durante la gestación es algo normal por los cambios fisiológicos que se producen durante la misma, y si no tiene lugar este aumento la vida del feto puede verse afectada. El embarazo de una mujer que sufre pregorexia puede hacer que el bebé nazca con bajo peso, con retraso en su desarrollo, perímetro craniano insuficiente y con un riesgo de muerte perinatal aumentado.

Las mujeres han de encontrar un equilibrio durante esta etapa, basándose en las recomendaciones de ingesta energética establecidas para ellas, las cuales no debe de ser inferiores a 1700 Kcal/día, ni superiores a 2600 Kcal/día. Generalmente al final del embarazo supone un incremento del 10% respecto a la ingesta antes de la gestación.

Estas mujeres no han de olvidar que tienen una vida que alimentar en su interior y que es totalmente dependiente de ellas. Engordar unos kilos durante el embarazo es algo que se puede solucionar una vez pasado el mismo, pero jamás durante. Hay una frase que dice “Nueve meses para hacer un bebé, nueve más para deshacerlo”, y estas mujeres deben de tenerla muy en cuenta. Sin duda lo mejor es no obsesionarse y dejar que la fisiología del embarazo siga su curso natural.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s